La viguesa Little alcanza los 200 vehículos eléctricos y estudia abrir nuevas factorías

La firma viguesa Little Electric Cars, que tiene una planta de ensamblaje de pequeños vehículos eléctricos en Mos, acaba de lanzar la producción de su nuevo modelo, el EBOX. La compañía, que inició su actividad a finales de 2011, ha montado hasta la actualidad cerca de 200 unidades eléctricas y estudia la puesta en marcha de nuevas instalaciones productivas en el extranjero, sobre todo en Latinoamérica. Entre sus principales clientes destacan las flotas de empresa y las administraciones públicas, así como particulares de todo el mundo.

Fuentes de Little confirmaron a FARO que las previsiones para el nuevo EBOX son de entre 30 y 50 unidades para el próximo semestre. El proyecto cuenta con el respaldo financiero del Igape (Instituto Galego de Promoción Económica), cuyos responsables visitaron las instalaciones de la empresa recientemente. Las mismas fuentes indicaron que la firma se encuentra en negociaciones avanzadas de cara a nuevas implantaciones en Latinoamérica, tanto de concesionarios como de unidades productivas.

Los modelos estrella de Little son el Little 4 y el EBOX. Estos coches funcionan con baterías de gelplomo o de litio, tienen una autonomía media de 100 kilómetros y su precio oscila entre 14.000 y 25.000 euros. La mayor parte de su producción se destina al extranjero, con clientes en lugares tan dispares como Cuba, los países nórdicos o la Polinesia. La firma también ha desarrollado un deportivo descapotable (arriba, en la foto), con diferentes variantes. Little es un proyecto impulsado por exdirectivos de la industria viguesa de componentes para la automoción.

No hay comentarios.

Agregar comentario